Cómo diferenciar un masaje bueno de uno malo

Aunque para poder hablar sobre este tema en el que se contemplan las diferencias de un masaje que por sus características se lo puede catalogar como bueno, de otro que tal vez sea malo, es necesario preguntarse en primera instancia cuáles son los resultados que se desean al contratar masajistas eróticas en Barcelona, y a continuación hablamos al respecto.

Recuerde que un masaje se puede estar ejecutando por ser una búsqueda de la relajación del cuerpo, mejorar ante algún tipo de dolor físico o si se quiere reducir medidas. Hay que tener muy en cuenta este objetivo al momento de buscar un profesional y de calificarlo.

Los beneficios de un buen masaje

Se habla sobre este tema, porque los masajes pese a que están diseñados para hacer beneficiosos, también cuentan con ciertas contraindicaciones, debido a que un mal movimiento al momento de su realización, puede traer como consecuencia algún tipo de dolor, molestia y hasta una lesión.

Asepsia del lugar – Para que un masaje pueda ser considerado como beneficioso para el cuerpo, hay que tener en consideración la asepsia del sitio en que se lo va realizar. Este es un factor clave, porque va a determinar que las condiciones sean las propicias para la aplicación de algún aceite, verificar que las manos en realidad se encuentren limpias para el tratamiento de la piel, etcétera.

Aceites esenciales – Son una de las partes más importantes del proceso sensorial de un masaje de la más alta calidad. En ese orden de ideas, para el caso de un masaje relajante, hay que olvidarse que el aceite esencial seleccionado en verdad pueda participar y mejorar esta sensación de la persona. Recuerde que tanto el producto como la técnica aplicada por la persona, van a actuar como un conjunto para que se obtengan los resultados buscados.

Relajación y no dolor – Parece un punto obvio y sencillo de pensar, pero hay que mencionarlo. En caso que usted sienta que su cuerpo está experimentando dolor y no relajación con la realización de masaje, es absolutamente claro que la experiencia no está cumpliendo con los objetivos planteados, así que este masaje se lo puede clasificar en muy poco tiempo como mano.

Los movimientos de las manos – Aunque se necesita de una cierta experiencia para poder calificar los movimientos de la persona que está ejecutando el masaje, lo cierto es que la confianza con que se realicen, dice muchos respecto a la experiencia.

La presión sobre la piel – Un masaje de calidad necesita de una cierta presión sobre la piel para que sea más efectivo, pero cuando se la aplica en exceso, termina por ser contraproducente y en ese sentido el masaje pasa a ser malo para el cuerpo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *